miércoles, 19 de junio de 2013

CORTE SUPREMA DE EEUU PROHIBE PATENTAR GENES HUMANOS

Fuente: intramed,net
Los jueces dejaron intactas las protecciones a las patentes sobre formas de ADN producidas por científicos en laboratorios.

Reuters
Por Lawrence Hurley
WASHINGTON (Reuters) - La Corte Suprema de Estados Unidos prohibió las patentes de genes humanos naturales, pero permitió protecciones legales para material genético producido de forma sintética, en una fallo de avenencia que fue considerado como una victoria parcial para los pacientes y la industria de la biotecnología.
El fallo de los nueves jueces, el primero de su tipo para la Corte Suprema de Estados Unidos, reforzó importantes protecciones de patentes de las que dependen las compañías de biotecnolgía, a la vez que aclaró que los genes extraídos del cuerpo humano no pueden ser patentados.
Investigadores y defensores de los pacientes dijeron que podría facilitar que la gente recibiera pruebas genéticas más económicas sobre riesgos de enfermedades.
El fallo de la corte se da en un caso presentado por investigadores médicos y otros contra siete patentes propiedad o licenciadas por la compañía de biotecnología Myriad Genetics Inc , con sede en Salt Lake City, Utah, sobre dos genes relacionados al cáncer de mamas y ovarios.
La decisión "crea un terreno de juego justo y equilibrado para el uso abierto y responsable de la información genética", dijo el doctor Robert Darnell, presidente y director científico del Centro de Genoma de Nueva York, una alianza de centros médicos y universidades que realizan investigación.
"Al mismo tiempo, no excluye la oportunidad de innovar en el mundo genético", agregó.
El trabajo de Myriad en la detección del cáncer atrajo la atención mundial este año cuando la actriz Angelina Jolie anunció que se sometió a una doble mastectomía después de realizarse un examen y descubrir que tenía un riesgo extremadamente alto de desarrollar cáncer de mamas.
ADVERTENCIAS DE LA INDUSTRIA
La industria de la biotecnología vio algo bueno en el fallo, destacando que los jueces dejaron intactas las protecciones a las patentes sobre formas de ADN producidas por científicos en laboratorios y en el proceso utilizado para realizar pruebas como la detección de cáncer.
La industria había advertido que un dictamen amplio contra Myriad podría poner en riesgo miles de millones de dólares en inversión.
La polémica pregunta, propia del Siglo XXI, que debió resolver la corte fue si cualquier gen humano puede ser patentado, lo que significa que sus dueños tendrían los derechos exclusivos de su propiedad intelectual por un período definido.
El tema ha ganado cada vez más una mayor importancia, a medida que los científicos logran avances en la identificación de genes específicos, o mutaciones, relacionadas con una variedad de enfermedades.
La corte, en una opinión escrita por el juez Clarence Thomas, falló que las formas de ADN que han sido manipuladas en laboratorios de manera que se altere su estado natural pueden ser patentadas.
El llamado ADNc -la "c" significa "complementario"- es esencialmente una forma editada de un gen, con tramos extraños extirpados. Este ADN califica para una patente, dijo la corte, porque no se presenta de forma natural, a diferencia del ADN que simplemente se extrae del cuerpo humano.
En la opinión, Thomas escribió que debido a que el ADNc no ocurre de forma natural, puede ser patentado bajo la ley federal. Un técnico de laboratorio, agregó, "crea incuestionablemente algo nuevo cuando se hace el ADNc".
Thomas destacó que las llamadas patentes de métodos, que se refieren a los procedimientos técnicos para realizar ciertos procesos, no se ven afectadas por el fallo.
El resultado de avenencia, que había sido recomendado a los jueces por el Gobierno de Obama, tendrá menos impacto sobre Myriad que si la corte hubiese prohibido las patentes para todos los tipos de material genético humano.
Las patentes de Myriad en disputa vencerán en el 2015, aunque la compañía dice que es dueña de otras patentes que protegerán a sus pruebas hasta el 2018 y posiblemente después.
Las acciones de Myriad inicialmente subieron casi un 13 por ciento hasta 33,87 dólares después de que la compañía declaró su victoria y varios analistas de la industria dijeron que las patentes más importantes de la firma habían sido ratificadas, brindando cierta protección a su prueba BRCA.
Los genes en el centro del caso se llaman BRCA1 y BRCA2.
Las acciones borraron sus ganancias y pasaron a terreno negativo después de que potenciales rivales anunciaron sus intenciones de vender las pruebas genéticas BRCA. Las acciones de Myriad cerraron con una baja de 1,91 dólares, o un 5,6 por ciento, a 32,01 dólares en el Nasdaq.