miércoles, 20 de noviembre de 2013

UN ANÁLISIS COMPLETO DE SANGRE AYUDA A PREDECIR LA ESPERANZA DE VIDA

MADRID, 20 Nov. (EUROPA PRESS) -
Durante años, los médicos han estado divididos sobre la eficacia de las pruebas anuales y los exámenes para individuos aparentemente sanos. Ahora, una nueva investigación, que se presentará en las Sesiones Científicas de la Asociación Americana del Corazón, que se celebran en Dallas (Estados Unidos), muestra que la puntuación de riesgo de un simple análisis de sangre puede predecir quién tiene mayor probabilidad de desarrollar problemas de corazón y determinar su esperanza de vida.
Científicos del Centro Médico del Corazón del Instituto Intermountain en Murray, Utah, Estados Unidos, colaboraron con científicos del Hospital Brigham y de Mujeres de la Universidad de Harvard, en Boston, Estados Unidos, en este trabajo usando el recuento sanguíneo completo (CBC, en sus siglas en inglés) o hemograma completo, una herramienta de bajo costo que utiliza toda la información del análisis de sangre común, incluyendo datos frecuentemente infrautilizados.

Los médicos han utilizado esta prueba de laboratorio CBC durante años, pero no comprenden que todos sus componentes proporcionan información sobre la esperanza de vida, según el investigador principal de este estudio, Benjamin Horne, director de Epidemiología Cardiovascular y Genética en el Centro Médico del Corazón del Instituto Intermountain. A su juicio, los médicos pueden ofrecer mejor atención gracias a la puntuación de riesgo de CBC y usarlo como método estándar para evaluar si los pacientes pueden tener problemas de salud futuros que conduzcan a la muerte.

"Entre los individuos aparentemente sanos, la puntuación de riesgo puede ayudar a los médicos a identificar qué pacientes tienen mayor riesgo, así como en cuáles deberían centrarse durante más tiempo y con más esfuerzo. La puntuación también ofrece a los médicos confianza para la identificación de individuos de bajo riesgo que no necesitan mucha atención o pruebas costosas", resaltó el doctor Horne.
El nuevo estudio usó pruebas de laboratorio CBC recopiladas como parte del estudio 'JUPITER', un ensayo clínico aleatorio de un medicamento para reducir el colesterol, rosuvastatina, encabezado por el cardiólogo de Harvard Paul M. Ridker, y en el que se incluyeron a más de 17.000 personas de 26 países, a las que se siguió durante un máximo de cinco años.
Los participantes en 'JUPITER' no tenían enfermedad cardiovascular y presentaban niveles normales de lipoproteínas de baja densidad (colesterol "malo"), pero poseían proteína C-reactiva elevada, un marcador de la inflamación asociado con la enfermedad cardiovascular. Cuando el equipo de investigadores de Intermountain evaluó la puntuación de riesgo de CBC de los participantes derivados del ensayo 'JUPITER', pensó que se trataba de una poderosa herramienta para predecir la muerte.
Era muy poco probable que los individuos de 'JUPITER' con una menor puntuación de riesgo de CBC murieran, mientras que aquellos con puntuaciones de riesgo de CBC en la gama media tenían más de un 50 por ciento más de riesgo de muerte. Las personas con las calificaciones de riesgo más altas en el CBC registraron el doble de probabilidades de morir que aquellos con puntuaciones bajas, según los investigadores.
"Tenemos una forma estandarizada de evaluar el riesgo de mortalidad en todas las personas, no sólo en los que tienen un historial de enfermedades del corazón", dijo Horne. "Una de las maravillas de esta puntuación es que utiliza información médica clínica familiar, estandarizada y en formato electrónico. El coste financiero también es casi nulo porque a la mayoría de los pacientes se les hace la prueba de CBC. El costo clínico también es bajo, gracias a la historia clínica electrónica", concluye.