miércoles, 14 de mayo de 2014

CIENTÍFICOS ESPAÑOLES DESCUBREN UN FRENO PARA EL CRECIMIENTO DE LOS TUMORES DE MAMA

Aún queda un largo camino por delante, pero investigadores españoles acaban de descubrir una nueva proteína que, cuando se bloquea, logra frenar el crecimiento de los tumores de mama y sus metástasis hacia los pulmones. Una empresa española trabaja ya en posibles dianas terapéuticas para tratar de frenar en humanos esta vía recién descubierta.
El hallazgo lleva la firma de Xosé Bustelo, investigador del Centro de Investigación del Cáncer de Salamanca (CIC) y Balbino Alarcón, del Centro de Biología Molecular Severo Ochoa de Madrid, y sus resultados se acaban de dar a conocer en la revista Nature Communications. El de mama sigue siendo el cáncer más frecuente entre las españolas, con 22.000 casos nuevos al año; pese a que los tratamientos han logrado tasas de supervivencia cercanas al 80%, aún es también la primera causa de muerte por cáncer, con 6.300 muertes anuales.


El hallazgo está protagonizado por R-Ras2 (también llamada TC21), una proteína muy parecida a otro viejo conocido de los oncólogos, el gen Ras, frecuentemente mutado en muchos tumores humanos. Aunque ambos se parecen estructuralmente, y a menudo se había pensado que tenían funciones complementarias, los científicos españoles han descubierto que R-Ras 2 juega su propio papel en la evolución del cáncer de mama.
Tanto en líneas celulares como en modelos de ratones a los que se les realizaron injertos de tumores humanos, Bustelo y sus compañeros descubrieron que cuando bloqueaban R-Ras 21, los cánceres apenas crecían y no se desarrollaban metástasis en los pulmones (una de las localizaciones 'favoritas' de las células del cáncer de mama cuando éste abandona el pecho).
Como explica Bustelo a EL MUNDO, este fenómeno se observó tanto en tumores HER2 positivos (un subtipo que se denomina así porque las células malignas expresan esta proteína en su superficie), como en los triple negativos, que no expresan ni HER2 ni receptores de hormonas y que en la actualidad son más difíciles de tratar. Además, añade, para confirmar que R-Ras2 es independiente de Ras, los científicos lograron frenar el cáncer de mama incluso cuando éste segundo estaba activado, lo que demuestra que la proteína recién descubierta ocupa su propio hueco en la progresión de la enfermedad.
Sin embargo, no todo son buenas noticias. Como ocurre en humanos, los tumores sin R-ras2 también fueron capaces de saltarse ese freno al cabo del tiempo desarrollando otros mecanismos alternativos. La aparición de resistencias a los tratamientos oncológicos es un problema habitual en las consultas, porque el cáncer es capaz de buscar "elementos compensatorios", en palabras de Bustelo, y dejar de responder a los fármacos gracias a nuevas mutaciones o alteraciones. Eso sí, como añade el representante del CIC, conocer esas vías alternativas también permitirá desarrollar una doble estrategia de freno.
De hecho, y aunque Bustelo no puede dar aún muchos detalles por cuestiones de confidencialidad, sí confirma a este periódico que ya hay una empresa española trabajando en el desarrollo de posibles fármacos para bloquear la nueva vía descubierta.
El proyecto ha sido posible gracias a la financiación de una de las becas de más de un millón de euros que concede anualmente la Asociación Española contra el Cáncer (AECC), aunque como reconoce Bustelo, una vez agotado ese proyecto de cinco años es necesario seguir buscando fuentes de ingresos en proyectos nacionales e internacionales para que este trabajo no se quede aquí.
Sólo en ratones, explica el investigador gallego, este tipo de experimentos puede llegar a 'consumir' 50.000 euros al año, "simplemente con mantenerlos, sin hacerles nada". Para que este tipo de resultados sean estadísticamente significativos se requiere un número muy amplio de animales, algunos de los cuales se mantienen con vida hasta un año y medio en el laboratorio. "Trabajar con ratones es más caro que hacerlo con líneas celulares", bromea Bustelo, "pero una vez que descubres una cosa, en ciencia tienes que seguir tirando del hilo y necesitaremos más financiación para continuar".