jueves, 22 de enero de 2015

PESE LOS BUENOS RESULTADOS, ESPECIALISTAS ARGENTINOS SON CAUTOS CON LA VACUNA CONTRA EL DENGUE

 Fuente: miradaprofesional.com
En un reciente paper publicado en la revista New England Journal of Medicine, la vacuna contra el dengue está muy cerca de ser una realidad. El trabajo asegura que los niños vacunados con el fármaco tuvieron una inmunización del 60 por ciento, en un estudio de fase III. Esto marca un verdadero hito, ya que hace décadas que se busca dar con una vacuna eficaz contra el virus. Desarrollada por la farmacéutica Sanofi, podría estar lista este año, y llegar a la Argentina en el 2017. Pese a esto, especialistas locales fueron cautos, e insistieron que hasta el momento la principal forma de detener la enfermedad es combatiendo el vector que la trasmite, el mosquito Aedes aegypti.


La vacuna tetravalente protege contra cuatro serotipos de la enfermedad y se aplica en tres dosis. Según una nota publicada en la última edición de Scientific American, el ensayo se llevó a cabo “entre 2011 y 2012 en más de 20 mil niños sanos de entre 9 a 16 años de Colombia, Brasil, México, Puerto Rico y Honduras”. La eficacia global de la vacuna, remarca la misma nota, “alcanzó al 60 por ciento. Se detectó que es más eficaz para prevenir la infección por el serotipo 4 y menos para el 2”.

El avance, que no previene completamente la enfermedad, puede ser un hito en la salud pública, aunque especialistas argentinos piden ser cautelosos. Andrea Gamarnik, jefa del laboratorio de virología molecular de la Fundación Instituto Leloir, aseguró que “el resultado del ensayo nos dice que debemos redoblar esfuerzos y seguir estudiando los mecanismos de infección del virus”. Igual que la especialista, la Organización Mundial de la Salud recuerda que “hoy por hoy, el único método para controlar o prevenir la transmisión del virus del dengue consiste en luchar contra los mosquitos vectores”.

“La vacuna con virus atenuado, que servirá también para los adultos, tiene un diseño muy interesante”, resaltó Gamarnik. La experta se refiere al hecho de que la parte..de adentro de la vacuna es del virus de la fiebre amarilla, pero la superficie está formada por componentes del virus del dengue. De esta forma, el sistema inmune humano desarrolla una respuesta contra la superficie del virus del dengue. “Por eso se llama una vacuna quimera”, acotó.

Además de la vacuna quimera, hay otras cinco inmunizaciones en camino. Dos ya pasaron la fase II y son desarrolladas en el Instituto Butantan de Brasil (aunque la vacuna fue producida originariamente por investigadores de los Institutos Nacionales de Salud de los Estados Unidos) y en la empresa japonesa Takeda. Ambas son también vacunas con virus atenuado y se espera que estén disponibles para el año 2018. Además, hay esperanza en otras tres vacunas en fase I que son diferentes ya que tienen virus inactivado o al ser una vacuna de ADN. Esas innovaciones son desarrolladas –por separado– por las empresas Glaxo y Merck, y el Centro de Investigación Médica de la Armada de los Estados Unidos.

En tanto, sobre la llegada de la llegada de la vacuna al país, se espera que en dos años se pueda acceder a ella. Así lo dijo Judith Armoni, directora médica para Argentina de división de vacunas del laboratorio Sanofi, quien aseguró al diario El Tribuna que “de seguir todos los pasos correctos, la vacuna recién estaría disponible en el mercado argentino desde 2017”.

Según la Organización Mundial de la Salud, más de 2500 millones de personas (más del 40 por ciento de la población mundial) están en riesgo de contraerla y nuestra región no es la excepción. Durante el año 2014, hubo 909 mil infectados en el continente y 370 muertes en Guatemala, Perú, Panamá, Colombia, Brasil, Paraguay, República Dominicana y Martinica. Sufren síntomas parecidos a los de la gripe, con fiebre alta, dolor de cabeza muy intenso, dolor detrás de los globos oculares, dolores musculares y articulares, náuseas, vómitos, agrandamiento de ganglios linfáticos o salpullido.
.