lunes, 6 de febrero de 2012

NUEVOS DATOS DE CÓMO EL ALZHEIMER SE PROPAGA POR EL CEREBRO

 Fuente: europapress.com
CHICAGO, 3 Feb. (Reuters/EP) - 
   Científicos de la Universidad de Columbia en Nueva York (Estados Unidos) han descubierto como la enfermedad de Alzheimer parece expandirse por el cerebro con un patrón predecible, infectando una neurona tras otra a medida que se propaga entre circuitos relacionados conocidos como sinapsis.
   Los hallazgos, publicados en la edición 'on-line' de la revista 'PloS One', ayudan a confirmar nuevos datos sobre cómo la enfermedad pasa de una región a otra del cerebro, por lo que bloquear dicho proceso lo antes posible evitaría que la enfermedad se propague.
   Algunos estudios previos con humanos ya habían sugerido que la enfermedad de Alzheimer se expande de una región a otra del cerebro, en lugar de surgir espontáneamente en las distintas zonas, aunque no había pruebas suficientes para confirmarlo.


   "Todos hablan de la 'expansión' del Alzheimer, pero realmente no existía una teoría concreta", ha reconocido a Reuters Karen Duff y Scott Small, investigadores que han trabajado en este estudio.
   Durante la investigación, ambos científicos utilizaron ratones genéticamente modificados para acumular depósitos de proteína Tau --que forma marañas de fibras en el cerebro de los afectados por esta enfermedad-- en un centro cerebral clave para la memoria conocido como corteza entorrinal, que es donde esa proteína tóxica comienza a acumulares en humanos.
   El equipo analizó los cerebros de los ratones periódicamente durante un periodo de 22 meses, para ver cómo avanzaba la enfermedad, y hallaron que, a medida que los ratones envejecían, la proteína Tau humana anormal se propagaba junto con un sendero relacionado, viajando desde la corteza entorrinal al hipocampo y a la neocorteza, zonas del cerebro necesarias para formar y almacenar recuerdos.
   El equipo también descubrió que la Tau se movía por el cerebro de neurona en neurona a través de la sinapsis, puntos de conexión que permiten a las células nerviosas comunicarse.

NUEVAS ESTRATEGIAS PARA DIAGNÓSTICO

   Los investigadores creen que esos hallazgos sugieren nuevas estrategias para diagnosticar y tratar la enfermedad de Alzheimer. "Las técnicas de diagnóstico por imagen permiten detectar la disfunción en la corteza entorrinal, lo que será particularmente útil en el diagnóstico de la enfermedad en estadios tempranos", señalaron.
   Además, añaden que "lo más importante" de este hallazgo es que permitirán desarrollar "formas de mejorar el tratamiento". "Si fuera posible 'tratar' el Alzheimer cuando aparece primero en la corteza entorrinal, esto evitaría su expansión", aseguran.
   El estudio ofrece una nueva diana para el diagnóstico y tratamiento de esta dolencia, que apunte a la proteína Tau en lugar de la amiloide, que genera la placa que se forma en el cerebro de los pacientes.
   Sin embargo, el investigador del Centro de Biología Molecular Severo Ochoa, Jesús Ávila, reconoce que el hallazgo es "una hipótesis más" que añadir a otras investigaciones sobre la propagación del Alzheimer ya que, como reconoce a Europa Press, "es posible incluso que haya más de una vía de propagación".
   En este caso, explica Ávila, ha quedado claro dónde se origina la enfermedad pero, en cambio, "no queda bien indicado cómo se propaga de neurona a neurona".