martes, 23 de agosto de 2011

MUCHOS MÉDITOS TIENEN DEMANDAS POR MALA PRAXIS, PERO POCOS PAGAN


Fuente: pmfarma.com

Prácticamente todos los médicos con especialidades de alto riesgo enfrentará por lo menos una demanda por mala praxis durante su carrera y hasta los de las áreas de bajo riesgo tienen un 75 por ciento de posibilidad de tenerla.
La buena noticia para los médicos es que más de tres cuartos de esos juicios no terminan en una indemnización económica, según revela un estudio publicado en New England Journal of Medicine.
Los autores utilizaron datos de 40.916 médicos de Estados Unidos asociados a una empresa nacional de seguros profesionales entre 1991 y el 2005.


Anualmente, siete de cada 100 asegurados de la empresa recibe una demanda por mala praxis, pero menos de dos de cada 100 de esos casos termina en el pago de una indemnización.
A los 45 años, el 36%o de los médicos con especialidades de bajo riesgo y el 88 % de los galenos con especialización en áreas de alto riesgo, habían tenido su primera demanda por mala praxis. A los 65 años, esos porcentajes eran -respectivamente- del 75 y del 99 por ciento.
Amitabh Chandra, de la Escuela Kennedy en Cambridge, Estados Unidos y director del estudio, opinó que los resultados demuestran que los médicos están en lo cierto cuando dicen que enfrentan la amenaza constante de una demanda, pero también revelan que el costo directo suele ser menor del pensado.
Lo que esa amenaza hace es "generar costos emocionales y problemas (...) Un juicio se demora en promedio cinco años (...) Se pasa la vida en los tribunales", agregó.
El estudio analizó las demandas contra médicos en las que la empresa aseguradora debió pagar y que no necesariamente llegaron a la instancia de un juicio.
Los psiquiatras y los pediatras fueron los que menos riesgo tuvieron de tener una demanda por mala praxis (el 2,6 y el 3,1 por ciento anual, respectivamente). Los cirujanos de cerebro y de tórax o corazón fueron los más demandados (con el 19,1 y el 18,9 por ciento, respectivamente).
"Las especialidades con mayor cantidad de médicos demandados no fueron necesariamente las que pagaron las mayores indemnizaciones", escriben los autores.
"Por ejemplo, los obstetras y los cirujanos generales, ambas especialidades de alto riesgo, fueron más propensos que los pediatras y los patólogos a recibir una demanda, pero las indemnizaciones exigidas a pediatras y patólogos fueron significativamente más altas", añadió el equipo.
Esos pagos fueron de entre 117.832 dólares (dermatólogos) y 520.923 dólares (pediatras).
Para todas las especialidades, el monto promedio del acuerdo fue de 274.887 dólares. La mitad de todos los acuerdos fue por 112.000 dólares o menos.
La mayoría de las especialidades tuvo entre un 5 y un 10 por ciento de riesgo anual de recibir una demanda. Las especialidades con entre un 10 y un 15 por ciento fueron cirugía ortopédica, cirugía plástica, gastroenterología, urología, obstetricia y ginecología. Los cirujanos generales tuvieron un 15,3 por ciento de riesgo anual.
Menos del 1 por ciento de las indemnizaciones superó el millón de dólares. En 11 de esos casos, la demanda había sido contra obstetras/ginecólogos, 10 contra patólogos, siete contra anestesistas y siete contra pediatras.
El estudio no determinó por qué una gran cantidad de demandas no termina con una indemnización.
Una investigación previa citada por el equipo había revelado que hasta el 40 por ciento de las demandas por mala praxis no está asociada con errores médicos. Pero las que sí lo están, tienden a terminar con el pago de una indemnización.