miércoles, 10 de agosto de 2011

RECLAMAN UNA LEY NACIONAL PARA LUCHAR CONTRA LA INFERTILIDAD

Entidades dedicadas a la lucha contra la infertilidad reclamaron una ley nacional que obligue a prepagas y obras sociales a cubrir los tratamientos para de fertilización, una norma que actualmente ya rige en la provincia de Buenos Aires. Según informaron, existe un proyecto que ya tiene el visto bueno de las comisiones de Salud y de Familia de la Cámara de Diputados, y ahora lo analiza la de Legislación General. Esperan que a mitad de mes pase a Presupuesto y de ahí al recinto para la media sanción. Pero para que se convierta en una norma de alcance nacional, debe tener luz verde en el Senado y luego pasar por el escritorio de la Presidenta Cristina Kirchner.

Y así como el tiempo corre para las mujeres, corre para las leyes. “Si no recibe la media sanción antes de octubre pierde estado parlamentario y tendremos que volver a empezar, tirando por la borda 15 años de batalla”, avisa Isabel Rolando, titular de Concebir.

La infertilidad es un trastorno que afecta a una de cada seis parejas en estado fértil, según datos de la Organización Mundial de la Salud. (OMS) Buenos Aires es la primera provincia en tener una ley que alcanza a todos sus ciudadanos (Córdoba brinda cobertura a empleados públicos). Los que pueden acceder a los tratamientos deben tener dos años de residencia en territorio provincial y las mujeres, entre 30 y 40 años. La prioridad en la atención en hospitales es para quienes no tengan hijos, ni obra social o prepaga. Hasta ahora ya se lograron 44 embarazos y se trataron unas 190 parejas.

“Quienes sufrimos de esta enfermedad nos aferramos a la ley provincial. Es un paso importantísimo. Pero es necesaria una legislación nacional. Llevo invertidos 11 mil pesos en medicamentos para estimular mi ovulación. Mi obra social (Simeco) me los reintegra, pero ¿cuántos se quedan afuera?”, se pregunta Guillermina Pierini, abogada de Concebir y, además, una de las mujeres favorecidas por la ley bonaerense.

De haber ley nacional se terminarían los reparos de parte de quienes hoy se niegan a cubrir los tratamientos. Pero ¿cuán grande será el impacto en cuánto a la económico? “Podrán afrontarlo, pero la ley tiene que estar bien reglamentada”, responde Ricardo Bellagio, superintendente de Servicios de Salud.
FUENTE:miradaprofesional.com